Tiene Querétaro la Planta Separadora de Residuos más Moderna

El municipio de Querétaro cuenta, con la planta separadora de residuos más grande y con mejor tecnología de América Latina, misma que equipamiento automatizado para separar el material orgánico, el ferroso y el reciclable, garantizándose así un aprovechamiento de 78 por ciento.

Cabe recordar que en su momento, el Presidente Municipal, Marcos Aguilar Vega, propuso al cabildo queretano el proyecto de contar con una planta de este tipo sin que generara gasto alguno de recursos públicos, lo que fue aprobado por sus integrantes.
La planta, en cuyo montaje y puesta en marcha la empresa Broquers Ambiental, SA de CV., invirtió 300 millones de pesos, tiene capacidad para procesar mil 200 toneladas de Residuos Sólidos Urbanos (RSU) por día.
Con su funcionamiento, el municipio de Querétaro contribuye directamente a mejorar el medio ambiente, reduciendo el confinamiento de residuos y procesando la mayor parte de ellos, con lo que responde al llamado mundial para proteger al mundo del cambio climático.
En su mensaje, Marcos Aguilar Vega destacó que esta planta no costó ni un solo peso a los contribuyentes, al ser una inversión completamente privada, y con ella se marca un antes y un después para el futuro de la ciudad ya que antes toda la basura se depositaba en el relleno sanitario, lo que significaba un deterioro para nuestro medio ambiente y un enorme costo financiero a cargo de los contribuyentes.
“Ahora, el 78 por ciento de los residuos sólidos serán reutilizados. Esto significa dejar de enterrar la basura, prolongar la vida del relleno sanitario, generar un ahorro al erario municipal de 42 millones de pesos anuales y cumplir con la Ley de Prevención y Gestión Integral de Residuos, del Estado de Querétaro, y con la Ley General de Cambio Climático”.
Diariamente, la capital queretana genera mil 59 toneladas de basura, cantidad que podrá ser procesada en un lapso de 24 horas en la nueva planta separadora, generándose –además- unas 300 toneladas de composta en el mismo lapso de tiempo, que el concesionario entregará gratuitamente al gobierno municipal para sus áreas verdes.
Solo 22 por ciento de los RSU llegará al relleno sanitario de disposición final, logrando un mejoramiento ambiental significativo para los pobladores del municipio de Querétaro e incrementar la vida útil de dicho relleno.
Su puesta en funcionamiento redituará en ahorro anual de recursos públicos municipales por 8.5 millones de pesos, pues disminuirá notoriamente la cantidad de basura que se deposite en el relleno.
Marcos Aguilar Vega enfatizó que el objetivo de esta administración ha sido implementar una serie de medidas para lograr un cambio profundo que garantice plenamente el derecho humano a un medio ambiente sano, y por ello, como eje para este trabajo histórico, se realizó el Plan Municipal de Atención al cambio climático 2017-2018 y se aprobó el nuevo Reglamento de Protección Ambiental y Cambio Climático del Municipio de Querétaro.